Proteger a la población civil en los conflictos armados

Protección de los niños

Children

Niños y niñas en conflictos armados

Los niños y niñas son particularmente vulnerables a los efectos de los conflictos armados. Como consecuencia de estos conflictos pueden verse separados de las personas que cuidan de ellos, su educación puede quedar interrumpida (o se les puede impedir que la inicien) y, en muchos sentidos, son menos capaces de soportar los traumas físicos y mentales que conllevan. Los niños son reclutados más fácilmente por las fuerzas armadas o los actores armados no estatales (AANEs), que, además de utilizarlos para fines de combate, los pueden usar como espías, vigilantes, informadores o incluso a veces con propósitos sexuales.

En los últimos años, varios millones de niños han perdido la vida como consecuencia de los conflictos. El triple de esa cifra ha sufrido lesiones permanentes o quedado discapacitado de por vida, e incluso un millón de niños han quedado huérfanos o se han visto separados de sus familias. Las estimaciones disponibles sitúan el número de niños vinculados a fuerzas armadas o a AANEs entre 200.000 y 300.000.

Los AANEs y la protección de los niños y niñas

Muchos de los niños involucrados en conflictos armados están integrados en las filas de los AANE. De los 55 grupos identificados como autores de violaciones contra niños en el informe del Secretario General de las Naciones Unidas sobre los niños y los conflictos armados 2013, 46 son AANEs. Es más, la mayoría de los denominados “reincidentes” –grupos que han cometido violaciones durante cinco años o más– son AANEs.

Aunque existen casos de secuestros masivos, muchos niños se incorporan a los AANEs de manera voluntaria con el fin de huir de la difícil situación en la que viven, ya sea por no tener cubiertas sus necesidades vitales básicas o por sufrir abusos, entre otras razones. Algunos de ellos se unen a estos grupos buscando sentirse poderosos o para vengarse de la pérdida de familiares, mientras que otros viven con parientes que pertenecen a AANEs o en comunidades en las que prácticamente no existe separación entre los combatientes y el personal civil.

El derecho internacional dispone una protección especial para los niños en las situaciones de conflicto armado. Esto incluye la prohibición de reclutar niños y de utilizarlos en los combates, así como el establecimiento del derecho de los niños a la educación y a ver cubiertas sus necesidades básicas.

Sin embargo, algunas normas son incoherentes desde el punto de vista de la edad y de su alcance, sobre todo las que prohíben el uso y el reclutamiento de niños. Algunas no crean obligaciones directas para los AANEs, y en algunos casos las normas impuestas a estos grupos son más estrictas que las que se aplican a los Estados. Como resultado de todo ello, los AANEs no siempre tienen claras sus obligaciones legales.

Por consiguiente es fundamental involucrar a los AANEs si se quiere evitar el reclutamiento de niños y su utilización en los combates, así como lograr una mayor protección para ellos en las situaciones de conflicto armado.

El enfoque innovador del Llamamiento de Ginebra

El Llamamiento de Ginebra persigue que los AANEs se comprometan a reducir los efectos que provocan los conflictos armados en los niños. Para ello, la organización promueve el respeto de los derechos del niño, en particular la prohibición del reclutamiento y el uso de niños en los conflictos.

Entre las herramientas que utiliza para conseguir esta implicación figuran el diálogo, la promoción y la capacitación. El Llamamiento de Ginebra ha desarrollado asimismo un mecanismo innovador, la Escritura de Compromiso para la Protección de los Niños y las Niñas contra los Efectos del Conflicto Armado, que permite a los AANEs firmantes, comprometerse a respetar un conjunto de normas muy claras, dado que estos grupos no tienen capacidad jurídica para firmar los tratados internacionales.

Además, esta Escritura trasciende las exigencias mínimas que establecen las normas internacionales. La Escritura de Compromiso adopta un enfoque integral en lo referente a la protección de los niños e incluye la obligación positiva de los AANEs de procurar a los niños la ayuda y los cuidados que necesiten (como el acceso a la educación y la protección frente a ataques enemigos).

El Llamamiento de Ginebra trabaja asimismo con organizaciones de base comunitaria para desarrollar sus capacidades de colaboración con los AANEs y para ayudar a dichas organizaciones a supervisar el cumplimiento de sus compromisos.

Principales logros

  • Un total de 23 AANEs han firmado la Escritura de Compromiso que protege a los niños en los conflictos armados y han adoptado medidas para cumplir sus obligaciones.
  • En la actualidad el Llamamiento de Ginebra mantiene abierto un diálogo con más de 20 AANEs en relación con este tema y trabaja para aumentar la concienciación y mejorar la comprensión de las normas internacionales pertinentes por parte de estos grupos. Poco después de firmar la Escritura de Compromiso, varios de ellos adoptaron e incluyeron nuevas normas relativas a la protección de niños en sus políticas o en sus reglamentos internos.
 
 
 

Theirwords.org

  • Theirwords.org es un directorio de los compromisos de los actores armados no estatales. Ver los documentos relacionados con esta temática on theirwords.org.
 
 

Fotos y vídeos relacionados

 
Strategy 2017-2019
 

Actores armados no estatales

  • Lista de actores armados no estatales que han firmado uno o varios Escritura de Compromiso Ver la tabla.
 
 

Conecte con nosotros

  • Twitter : @genevacall
  • Facebook : Appel.de.Geneve
  • LinkedIn
  • Youtube : GenevaCall2
  • Flickr : GenevaCall
  • Medium : GenevaCall